¿Por qué contratar un personal trainer?

 

El personal trainer (o entrenador personal) tiene como meta principal propiciar que ejercites tu cuerpo de un modo saludable, basado en un esquema de trabajos por objetivos. ¿Cuáles son algunas ventajas de contar con la guía de uno?

 

  1. Te focalizas en tus objetivos de trabajo. Confeccionar una rutina de ejercicios acorde con excelentes resultados, con una regularidad y un seguimiento profesional.

 

  1. Recibes asesoramiento técnico constante. Dependiendo de tus objetivos, podrás ejercitar de distintas formas y con diferentes objetivos: perder peso, tonificar o modelar tu cuerpo, o bien, trabajar tu resistencia y flexibilidad corporal.

 

  1. Ahorras tiempo. Ganas tiempo dado que no tienes que viajar lejos; simplemente, se elige el punto de encuentro más cómodo, inclusive al aire libre (en casa, en un parque cercano, en tu gimnasio más cercano)

 

  1. Tú eliges el momento de entrenar. Al ser clases personalizadas, puedes coordinar en qué días y horas realizar tus ejercicios. Al comenzar el día o al finalizarlo, en ocasión del almuerzo, días de semana y también los fines de semana.

 

  1. Puedes variar el escenario de entrenamiento. Si trabajas dentro de espacios cerrado, es positivo poder hacer ejercicio al aire libre; en cambio, también puedes optar por contratar un abono en un gimnasio y asistir a clase con el asesoramiento de tu personal trainer.

 

Si te interesa probar estos beneficios, no dejes de tomar una entrevista con un entrenador cercano de donde estés! Podrás iniciar un esquema de entrenamiento saludable y a medida.

Si disfrutaste de esta nota danos tu apoyo con un Me Gusta o comparte en tu red social preferida:

Dí lo que piensas